La importancia de la formación TIC en el aula

foto artículo formación

Cada centro educativo es un mundo, pero hay ciertas afirmaciones que suelen repetir los coordinadores TIC, o por lo menos ya las he oído con excesiva frecuencia. Una de las más comunes es que es fundamental una buena formación para que los profesores puedan asumir el reto de integrar las pizarras digitales en sus actividades diarias y que, por tanto, la implantación de la tecnología dentro del aula sea un éxito. Porque además, en muchos casos, la falta de formación provoca una infrautilización de los recursos que disponen los centros.

Vamos a desgranar algunas de las excusas más habituales para que esta necesidad tan obvia para la mayoría no siempre se desarrolle como se debe, y ya de paso desmentir algunos mitos:

– “No hay presupuesto para formación. Todo el presupuesto lo hemos destinado a la compra de las pizarras digitales”: Siempre es preferible destinar una parte del presupuesto a la formación y adquirir menor número de PDis si fuese necesario.  Siempre se pueden adquirir más PDi más adelante si el profesorado realmente las está utilizando.

– “Este año compramos las pizarras. Veremos el tema de la formación más adelante”: Si pretendemos que el cambio en la clase se entienda como un proceso en el que deben implicarse los profesores de forma directa, debemos brindarles la formación necesaria desde el inicio. Debemos comprender que se trata de un cambio metodológico, por lo que la implantación de la tecnología, la formación y el manejo de los contenidos digitales deben ser procesos simultáneos.

– “Nos podemos ahorrar el coste de la formación si lo delegamos en el profesor de informática o en el coordinador TIC”: Con esto estamos asumiendo que el profesor de informática ya es un experto en PDi, cuando lo más seguro es que no lo sea, incluso ni tan siquiera conozca el temario que debería impartir. La formación siempre debe quedar en manos de expertos pedagogos que sepan adaptar el curso al nivel de cada grupo.

– “¿Para qué vamos a pagar un curso? Ya nos han hecho una demostración”: Una demostración es una presentación del producto realizada por un comercial. No se enseña a utilizar las herramientas de la PDi, sólo se muestran. Por el contrario, un curso de formación suele ser participativo, y se utilizan recursos y contenidos prácticos para cada asignatura , además de ser impartido por un formador experto.

– “Un curso básico al principio y con el menor número de horas posible”: Lo ideal es dividir a los profesores en grupos dependiendo de sus conocimientos informáticos. No debemos concebir la formación en PDi como un simple “cursillo” ya que hay muchísimas cosas que aprender. Para sacarle el máximo provecho, se recomienda organizar al menos tres cursos espaciados en el tiempo: uno básico, otro intermedio y uno avanzado. De esta forma, como tendrán tiempo entre curso y curso de probar y practicar, el profesorado puede asimilar los conocimientos, consultar sus dudas e ir adquiriendo el nivel necesario para dominar la herramienta.

2 Responses to “La importancia de la formación TIC en el aula”

  1. Oswaldo dice:

    Si el centro no tiene previsto pagar para que un experto pedagogo en PDi pueda venir a darnos un curso, simplemente no hay nada que hacer. A los que nos gusta la tecnología, efectivamente, se evitaría horas y horas de ensayo delante de la PDi si nos dieran una formación básica. ¿Quizá este coste de formación podría estar distrazado en el coste de la compra de la PDi?

  2. Podría estar “disfrazado”, pero con la guerra de precios que hay en ciertas PDIs y ciertos canales de distribución, sería encarecer tu producto antes de venderlo. Si se lo muestras al cliente como un servicio mas, un valor añadido al producto o a la compra, quizá no haga falta “disfrazarlo”.

Diseñado por www.2creations.com